PREVENCIÓN
Para prevenir afecciones cardiacas

 

Evite la formación de várices

 

Para prevenir afecciones cardiacas

Para ver más información sobre medicinas alternativas y salud puedes continuar leyendo aquí blog salud
omega 3 Los ácidos grasos Omega 3 previenen la parada cardíaca en fibrilación ventricular, estos ácidos están presentes de forma natural en algas marinas y peces, especialmente de agua salada. Tienen un gran potencial en la prevención y el tratamiento de enfermedades cardiovasculares, sobre todo en patología coronaria y enfermedad vascular periférica.
Uno de sus efectos más nove dosos es la protección frente a arritmias. Los Omega 3 inhiben la fibrilación ventricular y por lo tanto, la parada cardíaca.
El consumo moderado y en forma debida de ácidos grasos polinsaturados (PUFA) Omega 3, presentes de forma totalmente natural en muchos productos de origen marino, ejerce efectos antitrombóticos, antiaterogénicos, hipolipemiantes y antiinflamatorios.
Sin embargo, una de las consecuencias positivas más novedosas de estas sustancias sobre el sistema cardiovascular se centra en su acción antiarritmica, especialmente ventricular. Los estudios han determinado que los Omega 3 son capaces de prevenir la parada cardíaca casi en un 70% en pacientes con fibrilación ventricular causada por enfermedad coronaria.
antiagrasos poliinsaturados por las numerosas funciones estructurales y metabólicas que ellos desarrollan.
El agregado de Omega 3 en la dieta puede disminuir la presión sanguínea, especialmente en los pacientes con hipertensión esencial, leve o moderada.
Los Omega 3 previenen por medio de distintos mecanismos la formación de placas que impiden la normal circulación de la sangre en los vasos.
Inhiben la interacción entre glóbulos blancos y el endotelio y por lo tanto reducen la capacidad de estas células de adherirse a la pared arterial. Inhiben el desarrollo anormal de la célula muscular lisa de la arteria, y también la agregación de las plaquetas. Además de influenciar positivamente la función de los monocitos que son elementos celulares de primera importancia en la arteroesclerosis.

NECESIDAD EXTREMA
El organismo humano tiene necesidad extrema de consumir ácidos grasos poliinsaturados por las numerosas funciones estructurales y metabólicas que ellos desarrollan.
El agregado de Omega 3 en la dieta puede disminuir la presión sanguínea, especialmente en los pacientes con hipertensión esencial, leve o moderada.
Los Omega 3 previenen por medio de distintos mecanismos la formación de placas que impiden la normal circulación de la sangre en los vasos.
Inhiben la interacción entre glóbulos blancos y el endotelio y por lo tanto reducen la capacidad de estas células de adherirse a la pared arterial. Inhiben el desarrollo anormal de la célula muscular lisa de la arteria, y también la agregación de las plaquetas. Además de influenciar positivamente la función de los monocitos que son elementos celulares de primera importancia en la arteroesclerosis.

Todos los Derechos Reservados - Copyright 2008 © Salud Gratis